22 de mayo de 2016

Correlimos gordo


El Correlimos gordo (Calidris canutus) se parece al Correlimos común, pero es notablemente mayor, de aspecto más robusto y con la cola y el obispillo grises. Además, tiene el pico recto en lugar de ligeramente curvado hacia abajo. En plumaje invernal las partes superiores son grises y las inferiores blancuzcas con los flancos estriados de gris.

En la península Ibérica es un migrante común por las costas, procedente del norte de Europa. El paso postnupcial se desarrolla de finales de septiembre a octubre y el prenupcial en mayo y junio. Además, es un invernante escaso, con una media de 200 aves anuales a lo largo de las costas de España. En Cantabria es un invernante escaso e irregular en la ría de Liencres, la bahía de Santander y las marismas de Santoña. En el trienio 1978-1980 se censaron invernando en Cantabria 1.250 aves el primer año, ninguna el segundo y solo 4 aves el tercero. 
En las Marismas de Santoña es un migrante común. El paso postnupcial tiene lugar desde principios de septiembre y el prenupcial hasta junio. Además, es un invernante escaso e irregular, con 1.250 aves en 1978 y ninguna los años 1979, 1980 y 1987-1992. Posteriormente, conté 11 aves el 20 de diciembre de 1997 y 5 el 26 de diciembre de 1998. Según el "Atlas de las aves en invierno en España 2007-2010", publicado en 2012, las Marismas de Santoña fueron el décimo humedal más importante de España para su invernada, con una media de 5 ejemplares en el trienio 2008-2010. Tomé este vídeo y las fotografías el 20 de marzo de 2013 desde el observatorio de La Arenilla, en las Marismas de Santoña.

No hay comentarios: